Las mayúsculas en nombres propios y títulos

Uso del punto y coma frente a otros signos de puntuación.

En el mundo de la ortografía, uno de los errores más comunes es no saber cuándo se deben utilizar mayúsculas en los nombres propios y títulos. Las mayúsculas tienen una importancia crucial ya que ayudan a darle orden y sentido a la escritura. En este artículo, hablaremos sobre cuándo se deben usar mayúsculas en nombres propios y títulos.

Nombres propios

Los nombres propios siempre deben escribirse con la primera letra en mayúscula. Esto se aplica a cualquier nombre de una persona, lugar, empresa, marca, etc. Por ejemplo, los nombres de ciudades como Madrid, París, Nueva York, Tokio, siempre deben escribirse con mayúscula inicial, así como los nombres de personas como Juan, Maria, Ana, etc.

Lo mismo se aplica a los apellidos. Por ejemplo, el apellido Pérez siempre se debe escribir con la letra “P” en mayúscula inicial. No hacerlo, sería una falta ortográfica grave.

En el caso de los nombres de empresas, estas también deben escribirse con la letra inicial en mayúscula. Por ejemplo, Apple, Coca-Cola, IBM, Microsoft, etc.

Nombres comunes vs. nombres propios

Es importante comprender que los nombres comunes no se escriben con mayúscula inicial, a menos que se usen como parte de un nombre propio. Por ejemplo, la palabra “perro” no lleva mayúscula, a menos que hablemos del perro de Juan, que sería un nombre propio y por lo tanto debe escribirse con mayúscula inicial.

Lo mismo ocurre con otras palabras. Por ejemplo, la palabra “mesa” no lleva mayúscula a menos que la usemos como parte del nombre de una empresa, como por ejemplo Mesa y López S.L.

Títulos

Los títulos también deben escribirse con la primera letra en mayúscula. Esto se aplica a cualquier tipo de título, ya sea de libro, película, canción, obra de teatro, etc. Por ejemplo, el nombre de la película “El Padrino” siempre se debe escribir con la letra “E” en mayúscula.

En el caso de los títulos de libros, estos también deben escribirse con mayúsculas iniciales. Por ejemplo, “Cien años de soledad”, es un título de libro que también debe escribirse con mayúsculas iniciales.

Mayúsculas en los nombres y apellidos de los autores

Cuando escribimos el título de un libro, película, obra de teatro, etc. es común que escribamos el nombre del autor o directo/ra con mayúsculas, sin embargo, esto no siempre es correcto.

Por ejemplo, el nombre de la película “E.T.” fue dirigida por Steven Spielberg, pero no se debe escribir como Steven Spielberg, sino como Steven Spielberg, con las iniciales en minúscula. Para estar seguro/a siempre es recomendable buscar como el/la autor/a escribe su nombre.

Mayúsculas en los títulos de los diarios y revistas

En el caso de los diarios y revistas, es común utilizar mayúsculas en todos los títulos de las noticias, pero también es una falla ortográfica. Según las normas de la Real Academia Española, solo la primera palabra del título de una noticia lleva mayúscula. Por ejemplo, en vez de escribir “Un Gran Incendio En Un Barrio De La Ciudad”, la forma correcta sería “Un gran incendio en un barrio de la ciudad”.

Conclusión

En conclusión, las mayúsculas tienen una importancia crucial en la ortografía y es importante conocer cuándo utilizarlas correctamente en los nombres propios y títulos. Los nombres propios siempre deben tener la primera letra en mayúscula inicial, mientras que los títulos solo llevan mayúscula en la primera letra de la primera palabra, el resto debe estar en minúsculas. Conocer y aplicar estas normas de ortografía ayudará a que la escritura sea más clara y efectiva.